viernes, 3 de diciembre de 2010

OBJETIVOS

Cada ser humano es un tesoro, único e irrepetible, que no ha de ser etiquetado ni rotulado, con nombres de síndromes o patologías, que si bien, como profesionales de la salud, debemos conocerlos, en nuestra Fundación recibimos al “tesoro”, y mediante Las Terapias Asistidas con Caballos, buscamos, cimentados en la ciencia y la investigación, llevar a cabo:
  • Experiencias interactivas que pueden realmente cambiar la estructura física del cerebro.
  • Nos basamos en un modelo de desarrollo, que conecta al niño con su nivel actual de funcionamiento, que trabaja con las características únicas de su Sistema Nervioso, y utiliza las experiencias interactivas intensivas, que le permiten dominar nuevas capacidades.
  • Una persona no es un PC (parálisis cerebral), ni un autista, y aunque compartan el mismo diagnóstico, hay más diferencias que similitudes: CADA NIÑO ES UNA CLASE DE UNO MISMO.
  • Este modelo se basa en la habilidad de trabajar con las características del Sistema Nervioso, de ese niño, para construir una aproximación terapéutica basada en su unicidad, y no seguir un programa estándar diseñado para todos aquellos que tengan el mismo diagnóstico.
  • Se deben comprender no solamente su biología, sino también como se relaciona con el mundo de las personas que los rodean. Comprender estos patrones hace que sea posible adaptar un tratamiento a sus necesidades individuales.
  • En las personas adultas, cada una tiene una historia, forjaremos juntos un presente a su medida, con sus identidad y particularidades CADA PERSONA ES UNA CLASE DE UNO MISMO.
  • Hablaremos de desafíos a lograr.

Tomando como inspiración
“El niño con necesidades especiales” The Child with special needs”
Promoviendo el desarrollo emocional e intelectual.

Stanley I. Geenspan, M.D.
Serena Wieder,Ph.D.
Con Robin Simos


Y las palabras de conocimiento, sabiduría y amor del Dr. Christian Plebst,
“Quiero contarles esta experiencia: acompañé en una entrevista con el Dr. Christian Plebst , FLENI, a una paciente de la fundación con su mamá, quién no paraba de llorar, mientras hablaba del cuadro clínico de su hija de 4 años, mientras la nena, jugaba y saltaba a nuestro alrededor, entonces el doctor Plebst le dijo:
Sra. dentro de ese cuerpo que salta, y ríe, hay un espíritu, con una misión , que ha venido a desarrollar…”


Confieso que en mis 25 años de médica nunca había escuchado algo así.
Dra. Graciela Bazzi


Neurociencias
Reflexiones entre las neurociencias, la educación y la espiritualidad.
Autor: Dr. Christian Plebst, Psiquiatria Infanto-Juvenil, Director Medico, Centro Educativo Terapéutico para Niños y Adolescentes – FLENI - Sede Escobar
Fuente: FLENI
Web: http://www.fleni.org.ar

¿El rol de la educación no debería ser formar individuos que sepan
que la esencia del ser humano es el amor?
¿que la salud comienza con la paz interior?
¿que dar y recibir es lo mismo?
¿aprender a respetarse y a amar mas en lugar de juzgar?
¿ver el amor y lo que une en vez de los errores y lo que desune?
¿enfocar la vida como un todo, un proyecto, el mas importante?
¿que uno siempre es un alumno de la vida?
¿que la naturaleza es equilibrio y sabiduría y que hay que respetarla?
¿que cada persona es única y sus procesos diferentes?
¿que es mas importante Ser que tener o hacer?
¿que vean el vaso medio lleno en vez de medio vació?
¿que la alegría de vivir se puede aprender?
¿que cada uno vive como elige vivir (paz en vez de conflicto, amor en vez de temor, perdón en vez de juicio?
¿que el verdadero poder es propio de la persona y no de su cargo o lugar que ocupa?

Por último un breve comentario sobre la definición elegida de espiritualidad….
La espiritualidad es saber cómo vivir. Es a través de su conocimiento que se logra la felicidad. La verdadera espiritualidad no es un sistema de devoción o una religión, sino una actitud positiva hacia uno mismo y los demás que hace de la vida un goce y no un sufrimiento. La infelicidad no está causada por factores externos, proviene de nuestro interior. Los bienes materiales no nos traerán felicidad o infelicidad. No tiene sentido mirar hacia el mundo externo como medio para adquirir la felicidad, sin antes examinar primero nuestras actitudes y valores personales. La felicidad no se logra simplemente por desear lo mejor. Crearla es una responsabilidad individual. El mundo material puede contribuir a la felicidad, guiarnos e inspirarnos, pero en ultima instancia la vida es lo que lo que cada uno hace con ella. Para lograr una vida armónica y feliz, necesitamos de ambos conocimientos, el espiritual y el material. La búsqueda de uno sin el otro nos lleva al fracaso o al sin sentido. El conocimiento material nos permite enfrentar los problemas del día a día, y el conocimiento espiritual nos ayuda a realizarnos en lo personal.

GRACIAS Dr. Christian Plebst !!!!!!!!!!!

No hay comentarios:

Publicar un comentario